Salud en la vejez

Tener una dieta adecuada junto con buenas actividades físicas que brinden placer ayudan a salud en la vejez. Esto se debe a la interacción social y la mejora del organismo al reducir el riesgo de fracturas y caídas.

Estos son factores que ayudan a la autoconfianza y autoestima del anciano, haciéndole permanecer y sentirse independiente tanto física como psicológicamente. Por tanto, es de suma importancia.

Está claro que salud en la vejez depende mucho de lo que se haya hecho en el pasado. Si la persona mayor ha sido muy sedentaria y ha comido mal, es probable que la esperanza de vida sea menor en comparación con alguien que siempre ha tenido una vida sana. Sin embargo, más vale tarde que nunca: se puede dar un ablandamiento.

Actividades físicas y salud en la vejez

Hacer ejercicio con regularidad es importante en cualquier etapa de la vida, pero en la vejez es fundamental. Las caminatas son geniales, ya que ayudan al sistema cardiorrespiratorio, además de reducir la pérdida ósea.

Las actividades que tienen como objetivo fortalecer los músculos también son excelentes porque previenen la pérdida de masa muscular. Si la masa ósea se ha perdido de forma natural desde los 50 años, ¡hay una pérdida de músculo de aproximadamente medio kilo por año!

Ambos ejercicios mejoran el equilibrio corporal al provocar estabilidad en las articulaciones. Los dos juntos previenen las caídas, muy comunes en la vejez, y daños graves si ocurren.

Los que quieren tener más salud en la vejez, pero siempre han sido sedentarios necesitan cuidados especiales. Es necesaria una evaluación médica para comprobar si la persona mayor tiene alguna restricción o no, además de saber cuál es el ejercicio más adecuado.

Por supuesto, siempre se debe pensar en el más placentero para que no se caiga. Además, es importante no estar en ayunas antes de practicarlos y tener mucho cuidado con la ropa que llevarás, la intensidad y la frecuencia.

Alimentación saludable para una mejor salud en la vejez

Además del ejercicio, es necesario llevar una buena alimentación sana y equilibrada. Se deben respetar los horarios, la cantidad debe ser adecuada y la elección impecable.

Como la alimentación está directamente ligada al rendimiento que tendrán las personas mayores en sus actividades físicas, no podíamos dejar de mencionar algunos consejos. Consulte una lista de buenos alimentos para obtener más salud en la vejez.

Nueces de Brasil y cereales integrales

Todos estos contienen zinc, un nutriente muy importante para estimular el apetito. Entre los cereales integrales podemos mencionar el arroz integral, el trigo y la avena. También tienen la ventaja de estimular el paladar.

Cómo los alimentos menos refinados

Están contraindicados los alimentos elaborados con harina blanca como galletas refinadas, arroz blanco, pan francés y otros. Eso es porque estimulan la flatulencia, interrumpiendo el proceso de digestión.

Come buenos alimentos con huesos

Como se mencionó anteriormente, la calidad de los huesos disminuye después de los 50 años. Para mejorar el salud en la vejez de huesos, busque fuentes naturales de calcio, como brócoli, sésamo, linaza, etc., y magnesio, como plátanos, garbanzos, nueces de Brasil y sésamo.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *