Laberintitis: ¿es curable? ¿Cuales son los sintomas? ¡Descúbrelo aquí!

Laberintitis

Escuchamos sobre diversas enfermedades todos los días. Algunos nombres se vuelven muy comunes, pero aun así, no siempre sabemos exactamente de qué se trata y cómo identificarlos. Causas, síntomas, factores de riesgo. Hay mucha información y sin saberlo, no sabemos cuándo es el momento de ir al médico. Por eso hoy vamos a hablar de Laberintitis, una enfermedad de la que mucha gente ha oído hablar, pero que no todo el mundo entiende realmente. ¿Quiere saber más?

¿Qué es la laberintitis?

La laberintitis, también conocida como otitis interna, es una infección o inflamación que afecta la estructura interna del oído, el laberinto, afectando la audición y el equilibrio. Sus síntomas están más presentes en los primeros cuatro días, es decir, al inicio de la infección. La enfermedad provoca mareos y zumbidos en el oído, entre otros síntomas. Es más común que se manifieste en personas mayores de 40 años.

¿Por qué afecta el equilibrio?

Nuestro oído interno está formado por dos estructuras: la cóclea y el vestíbulo. Los dos juntos forman lo que llamamos un laberinto. La cóclea es responsable de nuestra audición, mientras que el vestíbulo es responsable de nuestro equilibrio. Estas estructuras, si se ven afectadas de alguna manera, pueden provocar síntomas como sordera y desequilibrio.

Causas

Hay varias causas que pueden provocar laberintitis. Los principales están relacionados con la inflamación del oído interno. Sin embargo, también es importante decir que la laberintitis puede ser síntoma de enfermedades más graves, por lo que es una condición que requiere atención.

Entre las causas que conducen a la laberintitis podemos mencionar:

  • Infecciones virales, como resfriados y gripe.
  • Las infecciones bacterianas
  • Enfermedades como hipertensión y diabetes.
  • Cambios repentinos de presión en el oído.
  • Uso de medicamentos que pueden afectar el oído interno.
  • Enfermedades neurologicas
  • Estrés y ansiedad

Los síntomas

Los síntomas de la laberintitis incluyen:

  • mareo
  • Zumbido en el oído
  • Dificultad para enfocar los ojos
  • náusea
  • Pérdida del equilibrio
  • Audiencia afectada
  • Caída de cabello
  • Transpiración

Te advertimos que ante el signo de los síntomas antes mencionados, debes acudir al médico e informarle, especialmente si los síntomas son recurrentes y de larga duración.

Laberintitis

¿Es curable la laberintitis?

Siempre que el tratamiento se realice correctamente, la enfermedad se puede curar. Para ello es necesario acudir a un médico para que pueda diagnosticar la causa que provocó la laberintitis y así indicar el tratamiento más adecuado. Sin embargo, la inflamación puede volver a ocurrir, debido a los mismos o diferentes factores.

Factores de riesgo

Algunos factores y hábitos pueden aumentar las posibilidades de desarrollar la enfermedad. Factores como: colesterol alto, hipoglucemia, consumo excesivo de alcohol, cafeína, cigarrillos y también el uso de drogas, mala alimentación, ayuno prolongado, consumo excesivo de azúcar, pueden contribuir a la enfermedad, independientemente de la edad.

¿Es posible prevenir la laberintitis?

Si es posible. Algunos hábitos pueden ayudar a controlar los factores de riesgo y así ayudar a prevenir la aparición de la enfermedad. Hábitos como adoptar un estilo de vida más saludable, evitar el alcohol, la cafeína y el tabaquismo. Realizar actividades físicas, las cuales, entre varios beneficios, ayudaron a controlar el colesterol. Coma bien, no ayune por largos períodos de tiempo, no se exceda con la sal y el azúcar.

remedios

Varios tipos de remedios están indicados en el tratamiento de la laberintitis. Vasodilatadores, supresores de laberintos, remedios que actúan sobre síntomas como náuseas y malestar. Algunos de los remedios utilizados en el tratamiento son:

  • Meclín - Indicado para tratar mareos y náuseas
  • Vertizini - Para problemas de equilibrio, vértigo y mareos provocados por laberintitis.
  • prometazina - antihistamínico que alivia las náuseas y los vómitos

 

¿Y tu? ¿Tiene alguna pregunta sobre la laberintitis? ¡Deja un comentario!

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *




Ingrese Captcha aquí: